Desde hace unos meses, la variante Ómicron apareció en nuestras vidas y desde entonces ha causado preocupación ya que desde un inicio se estableció que es más contagiosa a la Delta y a la Alfa, debido a que su sintomatología se centra en nariz, garganta y laringe y está afectando a los niños, en especial porque este sector no está vacunado en su totalidad. Te contamos todo sobre la variante Ómicron en niños.

¿Qué sabes de la variante Ómicron en niños?

Para salir de todas las dudas, entrevistamos al neumólogo pediatra, Isaac Rodriguez Saldaña, quien nos explicó todo sobre esta variante que no se establece en pulmones, se establece en nariz y en todo el tracto respiratorio superior hasta los bronquios.

1. ¿Cómo diferenciamos la variante Ómicron, de otras variantes?

La diferencia es que Ómicron es muy parecida a un resfriado, con síntomas nasales y de gargante. Sin embargo, la única forma de diferenciarla es mediante estudios moleculares y genéticos  que analiccen la composición del virus.

Por otro lado: Vacunación de refuerzo para maestros en CDMX: fechas, sedes y requisitos

2. ¿Cuáles son los síntomas?

Para identificar Ómicron, es a través  de las vías respiratorias altas, es decir: nariz y garganta. La identificamos con mocos, congestión, estornudos; pero puede haber dolor general, fiebre y dolor de cuerpo. Son menos frecuentes la pérdida de gusto y olfato, así como la diarrea.

3. ¿Cómo evitamos que un niño se contagie de Ómicron?

Como sabemos, esta variante presenta una transmisión asintomática mucho mayor, esto hace que los contagios se incrementen y la mejor forma para evitarlo es:

-El uso de cubrebocas en mayores de dos años, que no sean de tela convencional, ni con válvulas

-Evitar aglomeraciones o de lugares cerrados

-Lavado de manos o uso de gel antibacterial

-Ventilación de los espacios

4. ¿Es verdad que esta variante afecta más severamente a los niños que a los adultos? ¿Por qué?

Las nuevas variantes del virus del Sars Cov 2 han cambiado su estructura y conformación, lo que hace que tengamos nuevas variantes que evadan los mecanismos inmunológicos y convierte a las personas vulnerables, a que sean más susceptibles a enfermedades graves.

Las personas vulnerables son personas con alguna comorbilidad o las no vacunadas. En este caso, los niños son un sector que aún no cuenta con vacuna y esto aumenta el riesgo de enfermedad grave en esta variante.

Sin embargo en países donde se ha visto un crecimiento exponencial, como Estados Unidos, se ha visto que entre más contagios haya, habrá casos más graves por estadística. Por eso es tan importante continuar con las medidas ya mencionadas ya que los niños aún no están vacunados.

Revisa: La vacunación en niños contra Covid-19 y la nueva variante Ómicron

5. ¿ Cómo sabemos si tiene (MIS-C)?

El Síndrome inflamatorio multisistémico pediátrico  o MIS-C, es una afección derivada de una exposición tardía al virus del Sars Cov 2, inicialmente una a seis semanas después de entrar en contacto.

La característica principal es la fiebre que dura más de tres días y se acompaña de manifestaciones gastrointestinales como dolo abdominal, vómitos o diarrea. El niño deberá ser atendido de manera urgente, ya que puede haber afección multisistémica de varios órganos y sistemas como el corazón, el sistema gastrointestinal, el circulatorio y los pulmones.

El niño que lo padezca, deberá ser atendido en un hospital y las consecuencias de no atenderlo es una falla orgánica múltiple donde fallan diversos órganos que aumentan el riesgo de morir.

6. ¿Qué medidas debemos tener en casa para evitar que alguien se contagie de esta variante?

Las medidas en general son:

-Distancia social

-Evitar el contacto con personas que no son de nuestro núcleo familiar

-Ventilación de los espacios.

También: Flurona: todo sobre la infección que combina Coronavirus y gripe

Si hay un caso positivo registrado en casa, los demás deberán usar cubrebocas en todo momento, lavado de manos y desinfección de superficies. De igual forma recomendamos evitar el uso de desechables ya que esto propagará el virus a las personas externas del hogar, lo mejor es lavar los trastes con un poco de cloro y así lograr la desinfección.

Cuando el caso positivo sea un bebé o un menor de dos años, no se puede aislar; entonces la mamá deberá estar en uso constante de cubrebocas y aplicar el lavado de manos de los integrantes, de manera constante.

Si tienes dudas, no te pierdas nuestro #Consultoriobbmundo donde una experta nos ayudó a resolver todas las preguntas: