Cuando no controlas las emociones frente a tus hijos

Mamá al Cubo · 18 octubre, 2016

Pamela Parras hizo una reflexión de qué sucede cuando el estrés ocasiona que le grites a tus hijos.

¿No sé si les pasa pero hay días en que siento que uno es más complicado que el del día anterior? Bueno, la verdad es que las últimas semanas lo siento casi todos los días. De hecho hasta mis fines de semana se han puesto intensos y es cuando no controlas las emociones frente a tus hijos.

Te interesa: Tips de relajación para mamás estresadas

Y confieso que eso me ha llevado a perder el control más de una vez, sobre todo con mis hijos. Hubo un día en particular que de plano me fui como hilo de media, pegué unos gritos de loca, en un punto hasta dije ¿Qué me pasa?

Te interesa: Así son los hijos de las mamás estresadas

Por supuesto después vino la cruda moral, como dice mi coach Gabi, saqué el nopal y me di 20 azotes, mismos que no sirvieron de mucho. Primero porque los gritos ya los había hecho y segundo porque ofrecer disculpas por algo que está en mis manos evitar, tampoco es lo mejor para la relación con mis hijos.

Hay quienes dicen que es “normal” perder los estribos, que la maternidad es tan exigente que se vale estar cansadas, que a todas nos pasa, que no debemos aspirar a ser perfectas porque la perfección no existe.

Te interesa: La culpa después de gritarle a un hijo 

Estoy de acuerdo en la parte de los malos ratos, incluso tener malos días, en lo que no estoy de acuerdo es en descargar el cansancio, el enojo que nos provocó el banco con sus pésimos servicios, en el fastidio del tráfico de esta ciudad, sobre nuestros hijos. En esto no estoy para nada de acuerdo.

En lo personal, me parece un abuso de confianza y también abuso del amor que ellos nos tienen a nosotras.

Recordemos que ellos no son responsables por lo que hacen los bancos, tampoco tráfico, ni mucho menos el cansancio de la vida cotidiana. Aunque todo eso nos suceda día con día, jamás se nos ocurriría ponernos a gritar como locas con los jefes en la oficina, ni siquiera lo consideramos una posibilidad hablarle a gritos al marido, al policía, ¿verdad?

Te interesa: Tips para ser más paciente

Somos demasiado mesuradas con nuestros enojos cuando se trata de “otras personas” pero cuando estamos con nuestros hijos jamás nos detenemos a pensar “va a decir que soy una grosera” mucho menos se nos ocurren cosas como “Si se enoja me va a despedir o me va a dejar de hablar”, por eso es un abuso de confianza.

Ahora bien, ¿qué pasa cuando ellos tienen malos ratos? Nos ponemos como gatos en regadera, “no llores por eso”, “Es sólo un juguete, no pasa nada” ¿cómo nos pondríamos nosotras si un día perdemos esa bolsa que tanto nos gustaba, que era nuestra preferida?

Te interesa: 10 cosas que las mamás quieren que los hijos sepan

Somos poco empáticas ante los malos ratos de nuestros hijos, a unas les ponen los pelos de punta, a otras las agotan, otras sienten pena si el mal rato es en público, por eso digo que es abuso de amor, porque creemos que lo suyo no es tan importante o tan grave o tan serio como lo que nos pasa a nosotras ¿les suena?

Tampoco estoy de acuerdo en que ellos “hacen cosas que nos hacen enojar” y pues ni modo así es la vida, de hecho nadie hace cosas para hacernos enojar, más bien nosotras nos enganchamos con mil cosas cada día y a veces no es para tanto. 

Después de darle vueltas a todo esto gracias a la actualización que hice del taller de Padres Eficaces con Entrenamiento Sistemático, lo que más me queda claro es que el control de nuestras reacciones, nuestros estados de ánimo y la forma en como tratamos a nuestros hijos cada día, es únicamente nuestra responsabilidad, el autocontrol que a veces les pedimos a nuestras criaturas debemos practicarlo más y pedirlo menos, porque sí, se predica con el ejemplo más que con la palabra.

Está en nuestras manos ser las mamás que queremos que nuestros hijos recuerden cuando sean adultos y al mismo tiempo ser el modelo de personas en que queremos que se conviertan.

Te interesa: 20 tips para ser la mejor mamá

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (4 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...