Enemigo en casa: guía para prevenir accidentes

Felipe Hernández · 18 agosto, 2015

9 de cada 10 accidentes se pueden evitar con medidas de seguridad básicas

De acuerdo con el INEGI, en México cada año hay un promedio de 22 millones de accidentes en niños de 1 a 4 años de edad y 3 mil son causa de muerte o discapacidad.

La protección de tu bebé es una de tus preocupaciones principales, más ahora que ya empezó a gatear y quiere tocarlo ¡todo! De día o de noche te obsesiona cuidarlo, pero la mayoría de las veces asumes que los peligros están fuera de casa o en sitios desconocidos para él y esto es falso. Checa los accidentes infantiles más comunes:

¿Y cuáles son los lugares en donde suceden con mayor frecuencia? La guardería o escuela, y después el hogar.

Contra tiempo

Si tú o quienes lo cuidan no saben cómo auxiliarlo correctamente en una emergencia, hay un mayor riesgo de que cualquier accidente  le cause alguna discapacidad e incluso la muerte. De acuerdo a la Asociación Americana del Corazón, si la urgencia involucra las funciones vitales (circulación y ventilación), el tiempo en darle la ayuda básica puede marcar la diferencia; en sólo 3 o 4 minutos el cerebro empieza a sufrir por la falta de oxigenación, a los 6 existe un daño irreversible y a los 10 se produce muerte cerebral.

Por eso es importante que todas las personas con quienes convive durante gran parte del día dominen las técnicas de RCP (Reanimación Cardio Pulmonar) y la maniobra de Heimlich, que se utiliza en casos de atragantamiento.

Ve un paso adelante

Aunque las consecuencias de una emergencia sin la atención adecuada son graves, la Asociación Mexicana de Prevención de Accidentes señala que de 10 accidentes que ocurren, 9 se pueden evitar. Por eso toma conciencia de estos peligros y aplica en casa las medidas que evitarán que tu hijo visite una sala de emergencias:

  • Los muebles como estantes y libreros deben estar bien empotrados (fijos y atornillados a la pared); esto impedirá que lo jale si intenta escalarlo
  • No dejes los cables de lámparas o equipos electrónicos a su alcance
  • Todos los contactos de luz que pueda tocar deben tener protectores
  • Si tienes escaleras, es indispensable que cuenten con barandales; además coloca una barrera (puerta práctica de poner y quitar) para prevenir caídas e instala cinta antiderrapante en cada escalón
  • Durante la comida, supervisa que se mantenga sentado y no se acerque a la estufa o recipientes calientes
  • Nunca lo dejes ir solo al baño, sobre todo si hay tina
  • Si lo trasladas en auto, hazlo siempre en su portabebé
  • Revisa que su carriola y andadera cumpla con las medidas de seguridad (correas y freno funcionales)

Verifica si el personal de la guardería o el colegio que está con tu hijo se encuentra capacitado para asistirlo en caso de una urgencia. Pregunta si:

  1. Cuentan con capacitación en RCP (de preferencia con alguna certificación)
  2. Tienen un botiquín de primeros auxilios completo y a la mano
  3. Conocen los números de urgencia de la localidad (en la mayor parte de la República funciona el 066 y 065)

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (10 votes, average: 4,00 out of 5)
Loading...